jueves, 23 de marzo de 2006

La amiga arañita

Una pequeña arañita que no había comido nada desde hace muchos días, encontró una mosca distraída, le tiró su tela de araña y por suerte le atrapó una alita, la envenenó y se la comió. Al día siguiente vio que había crecido un metro, atrapó otra mosca fácilmente por que ya tenía buena vista, se la comió y volvió a crecer y así sucesivamente hasta que no cupo en la Tierra y se fue con su tela de araña hasta llegar a Júpiter y descubrió que había mucha comida y agüita y al final se quedó ahí, pero lamentablemente las moscas de Júpiter le hacían crecer sólo un centímetro, pero igual le parecía mejor vivir en ese planeta.

Un día explorando encontró un araño de su porte y se casaron y tuvieron muchos araños y arañas tipo Júpiter y tipo Tierra y al fina viveron felices por siempre.

2 comentarios:

La Libélula dijo...

QUE BUEN CUENTO!!! PERO QUE SUSTO VER A ESA ARAÑA, LA VERDAD NO ME GUSTARÍA ENCONTRARME CON UNA TAN GRANDE!!!! AMIGA!!!!! QUE SUSTO!!!!

YVE

Gonzalo Araya I. dijo...

Muy entretenido el cuento. Me gustó mucho que encontrara su pareja en Júpiter y se haya casado.

Besos